hidratacion de la piel del bebe

La piel de un bebé ya sea un recién nacido o un bebé de pocos meses, o menor a dos años, es diferente a la de un adulto. Por lo mismo, los padres deben conocer sus características para saber cómo darle un adecuado cuidado. Un aspecto que se debe cuidar mucho, en la piel del bebé, es su hidratación, pero ¿cómo hacerlo? Y ¿por qué?

¿Por qué cuidar la hidratación de la piel del bebé?

La piel cumple una función de barrera que mantiene la homeostasis del cuerpo. La hidratación de la piel desempeña un papel importante, para su efecto barrera, ya que es aquella la que indica el estado en el que la piel del bebé se encuentra. Si la piel del bebé está bien hidratada puede mantener sus condiciones lo que facilita o dificulta la penetración de las sustancias por vía cutánea.

¿Cómo cuidar la hidratación de la piel del bebé?

El CODEM[1] recomienda la aplicación de sustancias emolientes o humectantes, especiales para recién nacidos o bebés. Estos productos deben ser aplicados dos veces al día y no es necesario abusar de una capa por aplicación. Respecto a las sustancias emolientes, la AEPED[2] dice que se trata de sustancias que proporcionan hidratación, plasticidad, así como aumentan la cantidad de agua del estrato corneo; si estos productos son usados en recién nacidos a término, se recomienda que:

  • Se aplique después del baño, cuando la piel esté ligeramente húmeda.
  • Los productos no contengan perfume, colorantes ni preservantes.
  • Comprobar la composición y calidad de los componentes.

El documento del CODEM menciona que es mejor aplicar este tipo de soluciones luego del baño, ya que la inmersión en agua, previa a la aplicación de soluciones hidratantes, acelera la absorción y el efecto de aquellas, en la piel del bebé. Para el CODEM, algunas presentaciones de hidratantes son más efectivas para unas áreas del cuerpo que para otras; así, por ejemplo, se recomienda el uso de ungüentos y pomadas para la planta de los pies y la palmas de las manos; cremas y geles para el rostro; y lociones y formas líquidas para el cuerpo o el cuero cabelludo.

Otros aspectos importantes respecto a la protección de la piel del bebé

Como se ha mencionado antes, la piel del bebé es más delicada que la de niños o adultos, por eso, no solo hay que mantenerla hidratada, sino tomar otras medidas para su protección, estas son algunas de ellas:

  • Tener cuidado con el uso de sustancias hidratantes para la piel y usar solo las que sean aprobadas por pediatras y dermatólogos. Por ejemplo:
    • La glicerina al 10% que mantiene el nivel de hidratación en el estrato corneo.
    • Emolientes, que disminuyen la pérdida de agua transepidérmica.
    • Aceites que mejoren la retención de agua y que, según algunos estudios pueden reducir el riesgo de dermatitis. 

El uso de estos productos debe ser prescrito por un especialista, según lo que aquel evalúe en el caso de cada niño.

  • Evitar exponer a los niños menores de seis meses directamente al sol ya que son más propensos a los efectos dañinos de los rayos UV.
  • Si los niños son mayores de seis meses, siempre que salgan al aire libre y estén expuestos al sol, deben usar una crema bloqueadora diseñada para piel de bebé.
  • Los bebés que tienen piel seca pueden usar sustancias humectantes, no obstante, estas no deben contener ni fragancias ni colorantes.
  • No excederse en la exposición al agua durante el baño del bebé, ya que esto puede disminuir el grosor de la barrera cutánea[3].
  • Evitar el uso de elementos irritantes al bañar al bebé. En su lugar preferir productos neutros.

[1] http://www.codem.es/Documentos/Informaciones/Publico/ceedcd4a-5162-43db-ab00-0223cf2127f7/9778a313-3e43-4df2-84cf-27bb1b6bbdd8/5b7f5b61-ca6e-49a3-a9d3-3cb03b54af32/Gu%C3%ADa%20de%20consenso_DEF.pdf

[2] https://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/recien_nacido.pdf

[3] https://www.clinicaalemana.cl/articulos/detalle/2017/la-piel-de-los-recien-nacidos-tambien-necesita-cuidados-especiales             

Comentarios de Facebook

Leave a Reply