como hacer un banco de leche en casa hipoglos

Según la Organización Mundial de la Salud, la mejor forma de alimentar a los bebés menores de seis meses es con leche materna. Y es que esta les aporta todos los nutrientes que necesitan para crecer y desarrollarse sanamente. En ese sentido, es necesario que, si las madres no pueden alimentar a sus hijos, cada vez que aquellos lo necesiten, dispongan de un banco de leche en casa, aquí te contamos qué son y cómo hacer un banco de leche.

¿Qué son los bancos de leche?

Los bancos de leche materna humana, según la Asociación Española de Pediatría (AEPED), son centros que se especializan en recolectar leche materna de donantes para luego procesarla, analizarla y dispensarla a los niños que la necesiten, según criterio médico.

Las madres donantes, son mujeres que gozan de buena salud y que además de alimentar a sus bebés, donan parte de su leche, desinteresadamente, para el beneficio de los niños que lo necesiten. Los bancos de leche realizan estudios serológicos a las donantes para descartar enfermedades que puedan contagiarse mediante la leche. Desde AEPED aconsejan que la donación de leche materna se dé entre la tercera y octava semana, luego del parto.

¿Por qué tener un banco de leche en casa?

Las madres que deben reinsertarse a su vida laboral o separarse temporalmente de su bebé, deben contar con un banco de leche materna en casa. Esta será la forma como su hijo pueda seguir teniendo una alimentación sana, incluso cuando ella no esté presente o no sea quien se la proporcione.

Para extraer la leche materna, se puede usar el método manual o algún artefacto, como los sacaleches. La AEPED proporciona una guía para la extracción de leche materna y su posterior almacenamiento, aquí la compartimos contigo:

                ¿Cuál es el mejor momento para extraer leche materna?

Lo ideal es extraer la leche por la mañana, cuando los pechos están más llenos. Incluso puede aprovecharse la primera toma del día para que, mientras el bebé está lactando de un seno, se vaya procediendo a extraer la leche del otro. Otro buen momento para extraer la leche es luego de que el bebé se haya alimentado del pecho de su madre.

                ¿Cómo extraer la leche materna de forma manual?

Antes de extraer la leche materna, debes tener las manos muy limpias. Luego de esto, sigue el proceso de estimulación, para ello debes empezar a masajear tus senos con la yema de tus dedos dando movimientos circulares. Después de masajear y continuar con este movimiento desde cada extremo de tu seno. Finalmente, deberás sacudir ligeramente tus pechos inclinándote hacia adelante.   

Cuando tus pechos estén estimulados puedes extraer la leche de forma manual, para esto debes formar una letra “c” con tus dedos pulgar, índice y medio a unos 4 cm de tu pezón, luego empuja tus dedos con dirección hacia tus costillas y comprime hacia el pezón. Repite este movimiento hasta que vacíes el seno. Este proceso no debe causarte dolor.

                ¿Cómo conservar la leche materna en casa?

En los bancos de leche tienen sistemas que ayudan a la conservación de este alimento por más tiempo. Como lo que tendrás es un banco de leche casero, para el beneficio de tu propio hijo, aquí te dejamos algunos consejos de conservación, de acuerdo a la Academia Americana de Pediatría:

  • Almacene la leche materna en pequeñas cantidades. Se recomienda de 2 a 4 onzas para evitar que se desperdicie.
  • Refrigere la leche inmediatamente después de su extracción. La leche fresca extraída puede estar a temperatura ambiente (hasta 25 °C) durante 4 horas.
  • La leche materna se puede colocar al fondo del refrigerador (4 °C). Es mejor usar la leche materna refrigerada dentro de los 4 días de extraída, pero se puede refrigerar hasta 8 días.
  • Para calentar la leche materna del refrigerador: coloque el biberón en un recipiente de agua tibia o debajo de un chorro de agua tibia. No es seguro calentar la leche materna en el microondas debido al riesgo de que su bebé se queme con la leche caliente.
  • Congele la leche materna si no la va a utilizar dentro de las siguientes 24 horas. La leche materna se expande al congelarse; por lo tanto, no llene el recipiente de leche hasta el tope. Nuevamente, almacene la leche al fondo del congelador, no en la puerta. La leche puede mantenerse congelada hasta 9 meses.
  • Para descongelar la leche materna del congelador: guarde el biberón o la bolsa en el refrigerador durante toda la noche, colóquela debajo de un chorro de agua tibia o en un recipiente con agua tibia. Recuerde que no es seguro calentar la leche materna en el microondas.

Fuentes:

OMS, https://www.who.int/topics/breastfeeding/es/

AEPED, 2018 http://www.aeped.es/sites/default/files/documentos/201801-bancos-leche.pdf American Academy of Pediatrics and MedicineAbuseProject.org (Copyright © 2016). https://www.healthychildren.org/Spanish/ages-stages/baby/breastfeeding/Paginas/storing-and-preparing-expressed-breast-milk.aspx

Comentarios de Facebook

Leave a Reply