cuma o cama cuna

El bebé llegará pronto a casa y seguro estás armando su habitación para que tenga todo lo que necesitará. Una de esas cosas es una cuna o una cama cuna, pero, ¿cuál elegir para tu bebé? O en todo caso, qué debes tener en cuenta al seleccionar cualquiera de las dos. Aquí te ayudamos contándote más de los beneficios y riesgos que puede tener cada opción.

Cunas para bebés, cómo deben ser y qué deben evitar

¿Sabías que, en ciertos países, como EE.UU. las cunas abatibles están prohibidas? Esto se debe a que son inseguras para los bebés. Ya que tienen barandas que suben y bajan pueden causar accidentes, por eso si se elige una cuna se recomienda aquellas que sean fijas.

Si eliges una cuna para tu bebé, también debes tener en cuenta las dimensiones del colchón que esta tenga. En ese sentido, este debe calzar perfecto y, en todo caso, no debería de haber un espacio mayor a dos dedos entre este y los bordes de la cuna. Cuando compres una cuna para tu bebé, fíjate también que las barandas tengan barrotes que no estén separados por más de seis centímetros.

Otro elemento que tienes que tener en cuenta respecto a este mueble es la altura de los barrotes. Asimismo, si eliges una cuna, debes considerar que llegará un momento en el que tendrás que reemplazarla. Esto se debe a que no se recomienda que se use una cuna cuando el bebé pase los 89 centímetros de alto.

Las camas cuna ¿se recomiendan para los bebés?

Las camas cuna se entiende en Perú como aquellas cunas que se pueden transformar en camas posteriormente. Esto es beneficioso porque no se tiene que almacenar, vender o regalar el mueble una vez que el bebé haya alcanzado la altura límite para usar su cuna. De hecho, lo único que se tendrá que reemplazar es el colchón.

Muchas camas cuna pueden tener barrotes abatibles, pero como te hemos dicho en el apartado anterior, es mejor evitarlas ya que son riesgosas para los bebés. Hay diferentes modelos de cama cuna y algunas hasta cuentan con espacios de almacenamiento para acortar el largo y que no se sientan tan grandes desde el inicio. Incluso en estos cajones podrías guardar el ungüento para prevenir escaldaduras en tu bebé, sus pañales, ropa, etc. ahorrando mucho espacio.

Consejos para comprar cuna o cama cuna

Tanto si decides comprar uno u otro mueble, hay una serie de rasgos que tienes que tener en cuenta. Primero, evita elegir una cuna o cama cuna con esquinas elevadas, estas podrían ocasionar que las prendas del bebé se atoren o que aquel se lastime. Tampoco se recomienda comprar muebles de este tipo con orificios ya que los bebés son curiosos y podría quedar atrapado en ellos.

Otras recomendaciones que tienes que considerar

¿Sabías que, según la Asociación Española de Pediatría, es recomendable que el bebé comparta habitación con sus padres, al menos hasta los seis meses? Esto no significa que duerma en la misma cama que ellos, pero sí que tenga su cuna o cama cuna en la misma habitación.

El colecho hasta esta edad favorece la lactancia materna, además, reduce el riesgo de muerte de cuna. La AEPED recomienda que la cuna del bebé esté adosada a la de los padres, para que el bebé tenga su propio espacio incluso estando en la misma habitación.

En relación a lo que debe tener la cuna del bebé, en ella no debería haber nada más que una sábana con cremallera para evitar que esta se salga y no se recomienda el uso de almohadas, por lo menos hasta que el bebé cumpla dos años.

Fuentes:

https://moradasegura.files.wordpress.com/2016/06/checklist-cuna-y-cama.pdf

https://enfamilia.aeped.es/sites/enfamilia.aeped.es/files/guia_practica_padres_aep_1.pdf

https://www.aeped.es/sites/default/files/1-colecho_unicef.pdf

Comentarios de Facebook

Leave a Reply