puedo teñirme el pelo estando embarazada

Muchas mujeres nos teñimos el pelo cada mes, ya sea por una cuestión de estilo o para ocultar las canas que van apareciendo. Pero ¿qué pasa cuando te enteras de que estás embarazada? ¿Son compatibles el tinte de cabello y el embarazo? Hay quienes le tienen terror a tinturarse el pelo cuando están gestando, pero qué tan peligroso es realmente. En esta nota te contamos más sobre si puedes teñir o no el pelo durante el embarazo.

Estoy embarazada, ¿me puedo teñir el pelo

Esta es una pregunta que muchas embarazadas hacen a sus médicos cuando se enteran de que están gestando. Es cierto que no es la principal pregunta que harán, pero es necesaria cuando se preocupan por la salud de su bebé. Para un gran grupo de especialistas, los tintes durante el embarazo no son recomendables, por lo menos no hasta pasado el primer trimestre de gestación y más que todo, esta recomendación está hecha como una medida preventiva, debido a los productos que se usan para el tinturado de cabello.

Entonces, si te preguntas a los “¿cuántos meses de embarazo se puede pintar el pelo?”, la respuesta es, a partir del cuarto mes, si se quiere evitar riesgos. Además, es preferible usar productos orgánicos, que son menos nocivos para la salud del bebé.

Lo que se dice respecto a teñirse el pelo estando embarazada

En una publicación de la Consejería de Salud y Política Social de Murcia, en la que se recopila información de diferentes fuentes científicas, incluyendo el NHS, se dice que el uso de tintes para el pelo es seguro, en la mayoría de los casos. Esto se debe a que los tintes que se producen actualmente no tienen altas cantidad de tóxicos; asimismo agregan que sería necesaria una alta dosis de exposición a dichos tóxicos para ocasionar un verdadero daño en la mujer embarazada o en el feto.

El riesgo puede aumentar en el caso de mujeres que trabajen tinturando cabello, en cuyo caso, se recomienda que no excedan las 35 horas de trabajo semanales, que laboren en entornos con buena ventilación y que usen guantes cuando entren en contacto con los tintes que emplean.

Tintes para embarazadas sin amoniaco ni benceno son mejores

Hay algunos estudios que hablan sobre los efectos nocivos del tinte para el pelo durante la gestación, no obstante, no son aún concluyentes. Uno de los que más ha desperado el interés, es el reportado por Couto et al, en el que hablan sobre cómo algunos químicos presentes en tintes y productos para alisado de cabello pueden estar implicados en el surgimiento de leucemia en niños menores de dos años.

Las recomendaciones van a evitar los tintes que contengan estos químicos nocivos, ya sean el amoniaco o el benceno. Este último, debe evitarse, se advierte, ya que su excesiva exposición puede causar malformaciones en el bebé o incluso cáncer.

Comentarios de Facebook

Leave a Reply